Puedes seguirme en Instagram, si te apetece: Ricardo Otero en Instagram

RETO FLEXIONES DE BRAZOS

RETO FLEXIONES DE BRAZOS

Despues de 4 días duros con el reto flexiones de brazos. Las agujetas me perseguían por el día y por la noche. La natación era insufrible y hacer 5 flexiones seguidas se convirtió en un martirio el domingo.

Por eso, me fue imposible cumplir con el reto el día 4 y lo pasé para el final del reto. En vez de 30 días, ya son 31 días haciendo flexiones.

El día 5, mucho mejor de fuerzas y sin apenas molestias en los brazos, seguí con el reto. 100 flexiones para un lunes sin entrenamiento previsto y en varias series durante el día.

El día 6, aprovechando la sesión de carrera y que tenía media horita antes de empezar con las series de 400mts previstas, aproveché para hacer 2 series de 20 flexiones, además de los ejercicios de abdominales y sentadillas de rigor. Después del entreno y, ya en casa, terminé con las 60 flexiones que me quedaban para cumplir con el reto. Las hice como buenamente pude pero sin molestias.

El día 7, el reto no podía pararse y aprovechando la visita a Covelo para nadar y hacer bici, hice 60 flexiones en varias series, así que solo me quedaban 40 para terminar el día. Por la noche, ya en casa, reto conseguido.

El día 8, el reto era fácil. 100 flexiones mezclando con el entreno cómodo de carrera a media tarde era un reto de flexiones muy asequible. Series antes y después del entreno para cumplir con las 100 flexiones previstas.

Editado el 03 de Septiembre

Después de un largo fin de semana, entre fiestas, reuniones, amigos y competiciones, el reto sigue en pie.

Día 9, con líada de mañana y reunión con comida hasta las 5 de la tarde, quedaba poco para cumplir el reto. Salí con la bici en solitario y aproveché el buen tiempo para hacer algunas series en exterior, para terminar con el reto ya en casa. 100 flexiones listas.

Día 10, tocaba entrenar de mañana y la idea era cumplir con un triatlon sprint y el reto antes de salir a tomar algo con los amigos. Me fui al gimnasio para nadar y después de la bici y la carrera, aproveché un rato para hacer las flexiones y ejercicios en interior. Me quedé en 70 flexiones, así que ya por la noche aproveché para terminar con el reto. Conseguidas las 100 flexiones del día.

Día 11, domingo de resurección. Había que levantarse temprano después del día complicado anterior. Salida en bici con la grupeta y después aproveché bien el tiempo para terminar con el reto de flexiones. Algunas series por la mañana y las últimas ya terminando el día. Reto de 100 flexiones en domingo, cumplidas.

Día 12, lunes festivo con un día duro de entreno. Salida en bici hasta Moaña, para disfrutar de una travesía de 2000mts y vuelta con la grupeta. Por la tarde, hice el reto con bastante sufrimiento pero sin apenas molestias en los brazos.

Día 13, después del duro día del lunes, tocaba tomarlo con relativa tranquilidad, así que el reto iba a ser más tranquilo. Pensaba que no lo iba a hacer pero aprovechando el día y terminando con el entreno de carrera nocturno. Reto conseguido.

Día 14, toca descansar pero el reto no puede parar. Casi la mitad y solo fallando un día. Hay que seguir. Los brazos ya van mucho mejor y el reto cada día se hace mucho más llevadero. 100 flexiones cumplidas durante el día de descanso deportivo.

Día 15, me levanto y cumplo con una parte del reto aprovechando los estiramientos. Ya por la tarde y aprovechando el entreno de carrera, reto terminado con otras 100 flexiones. Los brazos ya se van notando definidos.

Día 16,  viernes final de semana, entreno de natación durillo y termino el reto a última hora del día. Uff, esta vez costó. 100 flexiones terminadas.

Día 17, sábado de deporte extremo. ¿Cumpliré con el reto? Pues si, señores. Después de una bici durilla por Bayona y una carrera en transición por Nigrán, llegué a casa a cumplir con el reto. 100 flexiones más encima.

Día 18, domingo de travesía y subida al Monte Xiabre. No puedo fallar. Me levanto, estiro y 15 flexiones. Salgo hacia Villagarcía y llego para comer. Haciendo la comida, aprovecho para otras 20 flexiones y 15 repeticiones más. Y ahora que estoy escribiendo el post y me queda un ratín antes de preparar la cena, voy a terminar con el reto. ¿Cuántas quedan? 50 flexiones listas y reto del día superado.

Día 19, penúltima semana del reto y ya pensando en los siguientes. Serie de 20 flexiones matutinas y otras tantas por la tarde, para cumplir con el reto a últimas horas del día. 100 flexiones más.

Día 20, me levanto y ya empiezo con el reto. 20 flexiones en el desayuno. Ya lo he cogido como un hábito. Termino el día con el entrenamiento de carrera y cumpliendo con el reto.

Día 21, miércoles de descanso deportivo pero no de flexiones. 20 flexiones matutinas y siguiendo con varias series durante el día para terminar con las 100.

Día 22, los jueves de carrera dan para mucho y aprovechando todo el día y el principio y el final del entreno, el reto de 100 flexiones queda finiquitado.

Día 23, fin de semana triatlético en la ciudad. Toca probar el agua del Lérez y aprovechar para rodar un poquito en el circuito de bici. Entre tramo y tramo, 100 flexiones cumplidas.

Día 24, pensaba que no llegaba. Un sábado que aproveché para hacer las flexiones por la mañana, ya que me esperaba una tarde complicada, entre la competición y después animar a los compis. Llegué por los pelos a las 100 flexiones, pero llegué.

Día 25, el domingo pintaba mal. Salida nocturna con los consecuentes achaques mañaneros, hizo que no estuviera fino hasta después de comer. Ya por la tarde, aproveché para salir a correr y cumplir con el reto como buenamente pudo. Flexiones domingueras listas.

Día 26, última semana del reto y parece que el cuerpo responde bien. Entre el entreno de tarde y algo por la noche, pude cumplir con las 100 flexiones de lunes.

Día 27, una sesión de carrera antes de comer en altura y con calor, no era un buen momento para cumplir con el reto de las flexiones pero cuando alguien se propone algo, lo tiene que cumplir por cojones. Así fue. 10 series de 1km con 10 flexiones al terminar cada una, hicieron que cumpliera el reto y demostrara que si es posible.

Día 28, ya no queda nada para terminar. Último esfuerzo y ya pensando en nuevos retos. Cumplidas las 100 flexiones a lo largo del día sin mucho problema.

Día 29, otra sesión de carrera dura y reto fácil de cumplir aprovechando que empecé por la mañana con 20 flexiones al levantarme y terminé con las 100 al final del día.

Hoy es el último día. viernes 02 de Septiembre de 2016. Realizadas 100 flexiones durante 30 días, así que puedo decir que en agosto me he pegado, entre pecho y espalda, 3000 flexiones. No está nada mal. Y lo mejor, es que mis brazos están más fuertes y las cervicales me duelen menos de lo habitual. Terminaré con el reto durante el día y mañana, cumpliré con las 100 flexiones que me había dejado tiradas el día 4 del reto.

Volveré a editar la entrada y preparé un nuevo reto.

Día 31 cumplido. 03 de Septiembre, han pasado 31 días y he cumplido el reto de 100 flexiones al día durante 30 días.

Conclusiones

Los principios siempre son duros pero cuando el cuerpo se adapta a las situaciones, todo es mucho más fácil. A partir del sexto día, mis brazos se adaptaron al reto y todo fue mucho más fácil.

Después de 30 días, me encuentro genial. Los brazos los noto mucho más fuertes y parece que he cogido volumen. Cosa que no me gusta, por otra parte.

espalda-brazos

Terminado el reto. Toca poner nuevos objetivos. Pero esta vez serán más sencillos. 

Posicionamiento Web final

El posicionamiento de la web no ha terminado tan mal para los amigos de Google, posicionándome en la página 2 de 37.700 resultados, luchando contra páginas mucho más potentes como www.vitonica.com y www.100flexionesdebrazos.com entre otras. Me siento orgulloso de estar en donde algunos dicen que nadie te ve. Lle lo que hay

reto flexiones final

Reto 100 flexiones en 30 días ¡¡CONSEGUIDO!! - Twitéalo porfis!          

 

¿Necesitas presencia en Internet y no tienes tiempo?